20/11/09

El planeta de todos

No es la primera vez que la temperatura global sube, pero dicen que esta vez las consecuencias podrían ser sin presendencias.

 Lo que la semana pasada era un patio claro iluminado por la nieve invernal ahora es un campo oscuro o más bien negro. Dicen que es por el cambio climático. Lo cierto es que los últimos años los invernos finlandeses han sido pobres en vieve.

Europa y el mundo se prepara para la cumbre del medio ambiente a celebrarse dentro de unos días en Dinamarca. La gran muralla que impida la llegada a un acuerdo mutuo entre todas las partes involucradas para frenar la producción de contaminantes, podría ser la poca voluntad de los ciudadanos que gozan de las comodidades de las sociedades de bienestar de cambiar su estilo de vida por uno más sencillo pero más ecológico y el pesimismo de los países en vías de desarrollo al ver su desarrollo truncado por el egoismo de los más grandes.

Mientras tanto el reloj de arena no deja de funcionar y cada minuto que gastamos en pensar la solución es un minuto menos de salud y bienestar de nuestro más mal que bien usado lindo planeta. Qué le dejamos a las próximas generaciones?

13/11/09

La fiebre porcina de norte a sur

Desde que en México se dieron los primeros casos de fiebre porcina, se nos viende alertando sobre su llegada a tierras europeas y por ende a tierras finlandesas.

H1N1 ya está aquí y se propaga. Lo curiosos es que en Finlandia lo ha hecho de norte a sur y no de forma contraria a como se podría suponer, pues los mayores centros poblacionales del país están en el sur.

Durante las dos últimas semanas el personal de salubridad ha vacunado a los ciudadanos, según una lista de grupos con más riesgos entre los que se encuentran las mujeres embarazadas y las personas con enfermedades crónicas serias.

Mi familia y yo no pertenecemos a ninguno de esos grupos, excepto la abuela que ya es una ancianita. Ahora tengo tos y mi hijo de 7 años anoche tenía fiebre de 39 grados. Ahora el niño está mejor. Pienso sin embargo que quizá tenga al cerdito, cochinito, marranito, chanchito, puerquito, y tantos nombres tenga, en casa.

6/11/09

La nieve

El cielo lloró con lágrimas blancas. La primera nevada llegó y como todos los años sorprendió a todos.

A los adultos les gusta la nieve porque da luz. A los pequeños les fascina porque pueden bajar en trineos por las colinas, esquiar, patinar y hacer muñecos de nieve.

A mí me encanta. Hoy hice con mi hijo Fefe un farol con pelotas de nieve.

Dejemos pues que el cielo llore y disfrutemos de su llanto!